Shiatsu | Revista Salud

origen del shiatsu

compuesto de términos Shi (dedos) y atsu (presión), el shiatsu tiene sus raíces en el Lejano Oriente, y más particularmente en Japón.

Mencionado en un texto que data de hace 2.000 años, la más antigua de las técnicas manuales japonesas, denominada (mano arriba), se benefició a lo largo de los siglos del conocimiento vinculado a la adopción del sistema de salud chino. De este cruce nació elanmael antepasado del shiatsu, una técnica típicamente japonesa inspirada en gran medida en el masaje chino tui na an mo.

Desde 1957, el shiatsu ha sido reconocido oficialmente por el gobierno japonés como una terapia por derecho propio. No fue hasta 1970 que la técnica apareció en Francia, pero aún no era objeto de legislación.

El informe Lannoye/Collins ratificado por el Parlamento Europeo en mayo de 1997 considera al shiatsu como “medicina no convencional digna de interés”, pero los países no lo han adoptado.

Principio del shiatsu

Según la definición dada en 1957 por el Ministerio de Salud japonés, el shiatsu es “una técnica que utiliza los dedos y las palmas de las manos para ejercer presión en puntos específicos, con el objetivo de corregir irregularidades en el organismo, para preservar y mejorar el estado de salud y contribuir a la mejora de estados mórbidos específicos”.

De la medicina china, el shiatsu ha conservado el principio de la circulación del Qi, la energía vital. Según la tradición, el cuerpo está atravesado por meridianos asociados a un órgano oa una función. El Qi circula por los meridianos de forma más o menos fluida. A veces sucede que la energía se acumula o se agota en determinadas zonas del cuerpo.

Esta mala circulación de Qi conduce a trastornos físicos y psíquicos. A través de la presión, el estiramiento y el apoyo a lo largo de los meridianos, el practicante de shiatsu restablece el orden de esta circulación y mejora la inmunidad en general.

¿Por qué consultar a un practicante de shiatsu?

El Shiatsu es ante todo una técnica manual preventiva. Los médicos lo recomiendan para:

– reducir los estados de estrés y tensión;

– estimular y fortalecer el sistema inmunológico del cuerpo;

– mejorar el bienestar de la persona proporcionando relajación física y mental.

Tradicionalmente, el masaje shiatsu se realiza en el suelo o sentado. La persona permanece vestida, preferentemente con ropa ligera que facilite el contacto con la piel.

Después de una evaluación general inicial, el médico aplica presión, estiramiento y apoyo con las palmas de las manos, los codos o los dedos. Los meridianos tratados se eligen según las necesidades de la persona.

Contraindicaciones del shiatsu

El Shiatsu es una técnica manual suave que no tiene contraindicaciones. Las mujeres embarazadas pueden seguir fácilmente una sesión de shiatsu.

No es, sin embargo, una técnica médica; por lo tanto, la consulta de un médico es esencial en el contexto de enfermedades o malformaciones.

El practicante de shiatsu comienza realizando un control de salud similar al que ofrece la medicina china. A menudo se compone de cuatro fases que duran aproximadamente 15 minutos:

la entrevista o el cuestionario: se interroga al paciente sobre su estilo de vida, su vida profesional y social, su estado de ánimo, sus síntomas y sus enfermedades recientes o previas;

observación: el practicante observa la tez del paciente, su mirada, su respiración (lenta, acelerada), su actitud general, su boca, sus ojos y sus oídos;

escuchando: el practicante escucha el sonido de la voz del paciente, su respiración (tos, bronquios congestionados) y pregunta si tiene hipo o cualquier otro ruido;

el tacto : el practicante va en busca de áreas anormalmente frías o calientes del cuerpo. Toma el pulso de una manera muy específica y mucho más compleja que en la medicina occidental: coloca tres dedos en la arteria de cada mango. El primer pulso da información sobre el pecho, el segundo sobre la parte superior del abdomen, el tercero sobre la parte inferior del abdomen. Algunos acupunturistas también practican tocar los meridianos para comprobar el estado del cuerpo.

Después de esta evaluación preliminar, el practicante pasa a la práctica de shiatsu en un colchón en el suelo. Mediante presiones y estiramientos en determinados puntos de los meridianos, estimula la circulación de Qi.

Esta técnica no es de ninguna manera dolorosa. La sesión generalmente termina con 15 minutos de consejos sobre cómo mantener su salud.

Los practicantes de Shiatsu no trabajan en los campos médico y paramédico. La profesión quiere ante todo tener una práctica de prevención y bienestar. Para resguardarse de las aberraciones sectarias vinculadas a las actividades de bienestar, es preferible acudir a un organismo oficial que brinde una formación completa y aplique un código de ética.

En Francia, la Federación Francesa de Shiatsu Tradicional ofrece formación práctica y teórica durante un mínimo de tres años. Al final de la formación, entrega el certificado de practicante de shiatsu. También cuenta con un directorio de profesionales por región.

Cabe señalar que diversas profesiones relacionadas con la salud enriquecen su profesión con la técnica del shiatsu: esteticistas, auxiliares, médicos, enfermeros, fisioterapeutas, psicólogos o psicoterapeutas, médicos. Por ello es fundamental conocer la experiencia y formación del practicante, para garantizar la correcta práctica de las técnicas de shiatsu.

Duración y precio de una sesión de shiatsu

Una sesión de shiatsu suele durar una hora y cuesta unos 50 euros.

Shiatsu no es reembolsado por Medicare. Sin embargo, algunas mutuas ofrecen paquetes de reembolso específicos para medicina alternativa durante el año o por acto.

Aprende sobre shiatsu

Shiatsu y reflexología para tontos, Synthia Andrews, Bobbi Dempsey, Michel Odoul, eds. Primero: un trabajo accesible a todos que aclara las nociones esenciales del shiatsu a través de definiciones y conceptos.

El libro del shiatsu: vitalidad y salud a través del arte del tacto, Paul Lundberg, editor. Le Courrier du Livre: un libro ilustrado para comprender la participación de la medicina china en la práctica del shiatsu.

ShiatsuHervé Eugène, estudio Arcadès: para practicar shiatsu y comprender sus fundamentos históricos.

: federación francesa de shiatsu tradicional

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *